Pedir créditos estando en ASNEF, evitar estar en una lista de morosidad



Finanzas

ASNEF como ya puedes intuir es una herramienta que sirve a bancos y entidades financieras para consultar la reputación de un potencial cliente, saber si una persona es morosa y saber sus antecedentes, no estar registrado en la base de datos de la Asociación Nacional de Establecimientos Financieros es lo ideal, pero el que tenga como socios a más de 1000 empresas bancarias y financieras no es por nada, siempre existe morosidad y estas empresas como es razonable buscan reducir el riesgo antes de otorgar un crédito.

Pero es posible pedir microcreditos y microprestamos ASNEF para lo cual hay entidades, empresas que suponen una solución para las personas que tal vez no tienen la intención de ser morosos y su intención de pagar sigue intacta pero por problemas de diversa índole les resulta imposible y es imposible no quedar registrados, pero como dijimos, para estas personas hay alternativas y sin ir muy lejos sobre este tema podemos citar empresas como son Savso, Freezl, Solcredito, Viaconto son solo algunas de las entidades financieras que ofrecen créditos y préstamos pero aquí hay algo importante y es que debes tener en cuenta que los montos pueden no ser muy altos, son créditos rápidos en su mayoría y los intereses y comisiones a causa del riesgo que corren estas empresas pues suelen ser más altas de lo usual.

microcreditos y microprestamos ASNEF

Consejos para no entrar en una lista de morosidad

El título ya lo anunciaba y es que en efecto lo ideal siempre es tener un registro de morosidad limpio, mantener esa palabra lejos muy lejos de nosotros para que los bancos y otras entidades nos persigan para ofrecer préstamos y no al revés.

Los consejos son sobre todo de sentido común, es decir, trata de no pedir montos en cuanto a créditos y préstamos que excedan tus posibilidades de pagarlos, analiza bien tus ingresos normales y evita riesgos innecesarios. Trata siempre de ser puntual en tus pagos ya que si mensualmente pasas las fechas establecidas como límite para tus pagos pues tu nivel de confianza se verá mellada y entrarás en riesgo, en todo caso ante cualquier dificultad para devolver el préstamo comunícate con la empresa ya que al menos verán que tienes intención de pago y estás informando sobre tu situación.

evitar estar registrado en ASNEF

En determinadas situaciones habrá la necesidad de recurrir a instancias judiciales aunque esto se da cuando las conversaciones entre la empresa y la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) finalmente no llegan a buen puerto. Pero retomando un poco lo dicho antes es importante que sepas asumir tus responsabilidades como beneficiario de un préstamo, si has llegado a un punto en el que no llegas a cubrir las cuotas mensuales trata de re-negociar aunque siempre ten en cuenta que los bancos no son beneficencias y si te ofrecen soluciones asúmelas de acuerdo a sus términos y tus posibilidades económicas, previamente ellos ya sabrán sobre esto pues se supone que has conversado con ellos. Estar en una lista de morosos no es el fin del mundo pero repetimos que lo mejor es prevenir que lamentar o en este caso tener una mancha en nuestro registro financiero.

Deja un comentario