Como ser un buen vendedor I

Uncategorized

Muchos creen que para ser un buen vendedor hay que haber nacido con características especiales, como ser extrovertido, carismático y capaz de hacer amigos en cualquier lugar que llegue. Y que para mantener esa excelencia en el trabajo de ventas hay que haber nacido en otro planeta!

como ser un buen vendedor

Nuestra experiencia dice que las cosas no funcionan solas. El departamento de Ventas es un área en la que las personas, dominando las técnicas y conociendo los factores que ayudan de hecho el proceso de compras avanzar, pueden convertirse en excelentes cierres de negocio.

Es claro que características como las citadas arriba ayudan al proceso a acelerar, pero no descalifican a las demás personas que quieren tener éxito en ventas.

Pensando en eso, separamos prácticas que separan a vendedores excelentes de vendedores regulares para ayudarle a vender más y entregar más resultados para su empresa.

1. Buscan el aprendizaje continuo 

El acceso a la información no es más que el pasado. Hoy una persona o empresa antes de comprar algo hace una buena investigación en Internet para ver cuál es la mejor solución para su realidad. Este proceso hace que los Leads lleguen mucho más preparados y con más conocimiento hasta un vendedor.
Puede parecer obvio, pero la primera habilidad de un buen vendedor es su capacidad de mantenerse actualizado a través de un estudio constante.
Este tipo de vendedor posee no sólo el conocimiento de su producto y empresa, sino de la industria que atiende. Él sabe cuáles son las tendencias y problemas por los que pasa, así como los hechos actuales que impactan directamente su crecimiento.
Además de la industria, mantiene actualizado el estudio de la competencia y, con ello, sabe diferenciar no sólo funcionalidades o servicios diferentes que ofrecen, pero, principalmente, el valor que entregan al mercado.

2. Hacen investigaciones previas

No basta con conocer todo el mercado para hacer una buena venta. Un vendedor diferenciado va más allá y hace una investigación completa del potencial cliente que va a atender. Después de todo, la atención personalizada es un requisito previo para entregar valor en un proceso de ventas.
Antes de hacer un primer enfoque, buscar información pertinente sobre la empresa ayuda a identificar el momento en que se encuentra y lo que ya pasó durante su historia.
En esta investigación, encontrar a los competidores e identificar lo que están haciendo puede ser muy valioso, ya que ayuda a visualizar cómo opera el mercado, tendencias, cuán lejos o al frente está su potencial cliente del resto, etc.
Además de la empresa, para ser un buen vendedor es necesario conocer el perfil de la persona con quien usted va a interactuar, pues eso es esencial para una buena preparación. Herramientas como LinkedIn proporcionan información sobre cómo las empresas han trabajado, qué actividades ejercen y qué se cobran, jerarquía, etc.

3. Creación de simpatía

Las personas compran de quienes conocen, confían y les gusta. Un vendedor que se destaca consigue crear un simpatía con su perspectiva. Para lograrlo, utiliza todo el contenido buscado para tener tema en común (deportes, cursos, ciudades que vivieron, personas en la misma red de contactos, etc) con el Lead.
Esto demuestra que usted tiene interés por él y su empresa y ayuda al potencial cliente a estar más abierto a escuchar lo que usted tiene que decir.
Dominar el conocimiento sobre la empresa del Lead y su mercado muestra que el vendedor tiene autoridad en el asunto y, por consiguiente, ayuda a ganar la confianza de él.

Deja un comentario